Hermanas Misioneras de Nuestra Señora de los Ángeles

 ¡Amar a la dimensión del mundo!

Inicio      Obras MNDA      Comas
Imprime esta páginaAñadela a Favoritos
 Policlínico Nuestra Señora de la Paz, Comas, Perú
 
 Las Hermanas Misioneras de Nuestra Señora de los Ángeles llegaron a Comas en 1960. Este sector acababa de nacer y se encontraba necesitado de ayuda en todo nivel.

Era una época donde se vivía mucho temor e inseguridad. Esta población pobre e inmigrante luchaba para conseguir un lugar donde vivir y construir una pequeña casa, gran parte de ellos venían de la sierra y llegaban con la esperanza de vivir en Comas, un sector en plena expansión en la periferia de Lima, capital de Perú.

 
 Inmediatamente la Hermana Pauline Brisebois, como enfermera se preocupo de la salud de la gente. Durante este mismo año se hizo construir un pequeño dispensario que ahora es el Policlínico Nuestra Señora de la Paz. ¿Podía haber ella imaginado que este pequeño dispensario, construido en las pampas de Comas, llegaría a ser 50 años más tarde el Policlínico más importante y cotizado por sus varios servicios?
 
 
 
 
  Los pobladores del sector dieron de su tiempo, los bienhechores su dinero y las religiosas con mucha fe dieron su energía para ofrecer los mejores servicios posibles.
 
 50 años más tarde, las Hermanas continúan obrando para mejorar las condiciones del Policlínico, donde reciben decenas de miles de personas que necesitan atención médica a precios rebajados. En la actualidad, es una enfermera laica que está en la dirección de la obra teniendo un personal muy numeroso.
 
 
 Las Misioneras de Nuestra Señora de los Ángeles no se olvidan del clamor de los pobres. Para responder a esta gran necesidad hacen regularmente campañas de despistaje y vacunación en vista de mejorar la salud y calidad de vida de la población. 
                                                                                      
 
 Ellas colaboran también en la asesoría de la Pastoral de Liturgia de la parroquia Nuestra Señora de la Paz y tienen un rol importante en la obra social y evangelizadora que ofrece la Iglesia Católica del sector Norte de Lima.
 
 Mujeres